20050815

Balance

Algunas personas creen que la felicidad que logren alcanzar en sus vidas es directamente proporcional al éxito que obtengan social y económicamente. Por ende, se esfuerzan cada día más y más por escalar posiciones y salir adelante en sus respectivas carreras, aunque esto signifique sacrificar otros aspectos de sus vidas. En lo que a mí respecta, no comparto esta opinión.

Otras personas piensan que lo único importante en la vida es el amor y que si tienes a tu media naranja junto a ti, vas a ser feliz pase lo que pase. Y entonces lo abandonan todo por irse con la persona que aman. A un lado quedan sus familias, sus amigos, sus viejos objetivos…. todo. Piensan que la felicidad está garantizada por el amor. En lo que a mí respecta, tampoco comparto esta opinión.

La opinión que sí comparto es la de que para ser felices (y por feliz entiéndase pasar más tiempo contento que lo opuesto), lo que se necesita tener es un balance... un equilibrio. ¿De qué te sirve tener todo el éxito del mundo y más dinero y prestigio del que alguna vez soñaste tener si no tienes a nadie con quién compartirlo? Y por nadie, no me refiero solamente a una pareja, sino también a los hijos y a prácticamente cualquier persona además de tus padres que se preocupe por ti más que -muchas veces- tú mismo. Por otro lado, ¿de qué te sirve tener a tu lado a esa persona tan especial para ti si todo lo demás en tu vida apesta? Al principio pareciera no importar nada más, pero poco a poco los problemas económicos y/o la frustración social irán haciendo mella en la relación hasta deteriorarla, muchas veces, de forma irreversible. Utópicamente, sólo el amor debería importar; el problema está en que la vida no es una utopía.

Lo que quiero decir con todo esto es que hay que saber llevar a la par ambos aspectos. En algunos momentos, quizás sea necesario darle prioridad a uno sobre el otro, pero nunca debemos ignorar por completo a ninguno de los dos. Cuando una buena oportunidad profesional llega, no debemos rechazarla de plano simplemente porque genera conflictos con tu vida amorosa, tenemos que al menos considerarla. Igualmente, si una buena oportunidad llega en tu vida amorosa, explórala antes de tomar cualquier decisión. Las oportunidades que valen la pena rara vez tocan a la puerta dos veces, por lo que cuando tocan, más vale estar dispuestos a abrirles.

Canción para acompañar:

* Anna Nalick - "2 a.m. (Breathe)"

Película recomendada de la semana:

* "The Game" (1997) [8/10]. Director: David Fincher (uno de mis favoritos: Seven, The Fight Club, The Panic Room). Cast: Michael Douglas, Sean Penn.

-¡Qué disfruten sobrevivir una semana más!

-H.G.

15 comentarios:

Luna dijo...

Totalmente de acuerdo contigo.
El equilibrio en todas las áreas de nuestra vida es muy importante, pero para eso hay que conocerse a uno mismo, implica que primero hay que mirar hacia adentro, reconocerse, encontrarse.
El balance también aplica en los casos en los que tienes que deslastrarte de alguna atadura, cadena, fijación, etc, porque a veces es más fácil no tomar una decisión, no cambiar, no dejar el status quo. También hay que mirar hacia adelante y avanzar.

Un abrazo!
Que tengas lindo día

Adriana dijo...

Estimado amigo, estoy totalmente de acuerdo a tu ideologia, no todos aplican la balanza, y creo que para aplicarla se necesita tener personalidad, de que sirve dejar todo por estar estar con alguien que tu dices amar y esa persona no te llena, tan solo por el simple hecho de estar acompañado, o por ejemplo esforzarte por trabajar y ser alguien en la sociedad, sin importar a quien tropiezas en la vida, ver lo pro y los contras eso para mi es personalidad y no todo el mundo la tiene...

Me encanto tu blog, sobretodo porque transmite madurez al escribirlo...

PD: Pues creo eso lo llevas dentro como buen sagitariano que eres

El Enigma dijo...

Thnxs tanto por la cancion como por la recomendacion... espero volver.

El Enigma
Nox atra cava circumvolat umbra

thegreenfly dijo...

Paso por acá a deleitar mi vista con tan buenos escritos (como siempre).

No he comentado ultimamente porque es que todo lo dejas dicho.. y odio esos comentarios de: hey! me gusta!

Pero hoy se me antojó hacerte saber que pasé por tu casa, me senté, me tomé un café y te dejé una nota sobre la mesa de la cocina.

El equilibrio es genial... pero puede ser aburridisimo.
Rock&roll.

Besos.
:P

H.G. dijo...

Luna: Tienes razón: hace falta también conocerse uno mismo. Un abrazo.

Adriana: Muy agradecido por tus palabras. ¿Tú también eres sagitario?

Enigma: Me alegra que te hayan gustado las recomendaciones. Eres bienvenido cuando quieras. Saludos.

A los tres... gracias

(Happy frog) dijo...

Sin palabras,agregar o intentar modificar algo es en vano.

H.G. dijo...

greenfly: Comentaste al mismo tiempo que yo dejé el comentario anterior. No te preocupes! No tienes que dejar un comentario siempre, sobretodo si sientes que no tienes nada nuevo qué decir. Te entiendo perfectamente porque a veces también me pasa. Con que sigas visitándome me basta ;)

Gracias por la nota!

H.G. dijo...

happy frog: Me pasó de nuevo, ahora contigo. Dos veces seguidas alguien deja un comentario al mismo tiempo que yo dejo otro. En fin... tu opinión no sería en vano, pero si no sientes que tienes algo qué decir, no tienes que hacerlo. Como le dije a greenfly, con tu visita ya me basta!

Gracias y saludos!

PatriciaFM dijo...

Sabes suena metodico, te diria mentira si te digo que no creo mucho en el balance, pero venga creo que toda mi vida lo he practicado, es en este momento que pienso que el balance hace que no cometamos muchos errores, tomando en cuento que los errores nos hace crecer para que en un futuro le digamos a nuestros hijos porque no lo deben hacer, ya que lo vivimos en carne propia, pero tambien pienso que seria un circulo vicioso, en el que nadie piensa con cabeza ajena. Asi que me divido en dos: la persona idealista que escribe que vive en mi no esta de acuerdo, pero la patricia real con la que siempre me topo, la que estudia ingenieria te da 100% la razon, asi que de alguna manera esto tambien hace que haya un equilibrio en mi. Cuidate

punkserastu dijo...

Dios, Equilibrio! el caos se sume en mí... intentar establecer una balanza...uhmm, muy difícil... cómo poder...

Isthar dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo, pero lo realmente díficil es conseguir alcanzar el equilibrio, entre estas dos cosas, y entre todo lo demás.

Por eso a veces me siento como una constante equilibrista...

Ceci dijo...

El miedo, la incertidumbre, la comodidad de seguir en la rutina, todo eso puedo jugar en tu contra. Pero si logras ignorar esas auto-barreras, habrás ganado la más importante de las batallas.

Mariu dijo...

Dicen por ahí, que cuando te va excelente profesionalmente, te va terrible en lo emocional y viceversa..la verdad, no sé que tan cierto será, pero es algo bastante común. Sería excelente lograr ese equilibrio que mencionas, ni idea, a estas alturas de mi vida, creo que la balanza se inclina hacia un solo lado, pero creo que tiene que ver con mis prioridades actuales.


Saludos

Mariu dijo...

Dicen por ahí, que cuando te va excelente profesionalmente, te va terrible en lo emocional y viceversa..la verdad, no sé que tan cierto será, pero es algo bastante común. Sería excelente lograr ese equilibrio que mencionas, ni idea, a estas alturas de mi vida, creo que la balanza se inclina hacia un solo lado, pero creo que tiene que ver con mis prioridades actuales.


Saludos

Nostak dijo...

H.G., ¿Qué tal?. Qué bueno venir por aquí de nuevo.

Me has recordado la película "Los inmortales" ("Highlander" creo en su v.o) cuando Sean Connery está sobre la barca gritandole al protagonista (Cristopher Lambert) aquello de EQUILIBRIO.